• Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Guías y Post

Lo primero que tenemos que tener claro es que el potencial cliente para que se convierta en cliente debe pasar por 3 fases:

-Confiar en que el producto le va a solventar su problema

-Confiar en el vendedor que le va a ayudar y acompañar en el proceso de compra

-Confiar en la empresa/marca según sus valores

Ahora, ¿cómo puedo conseguir esto? 

Apunta estos 6 trucos:

  1. RECOMPENSA: Cuando un potencial cliente entra en tu web tiene que ver “¿qué hay aquí para mi?”, qué beneficios o recompensas va a obtener el cliente por contratarte. Las web que empiezan hablando de ellos mismos no valen.
  2. PRUEBA SOCIAL: Habla de cuántas personas ya han confiado en tu marca, tiene que quedar claro que a esa cantidad de personas ya les estás ayudando.
  3. AUTORIDAD: Muestra tu cara para transmitir confianza y pon testimonios de tus mejores clientes (sobre todo si son marcas reconocidas en su sector)
  4. ESCASEZ: Comunica las plazas libres o el stock que queda en el almacén. ¡Cuidado! No lo comuniques desde el punto de vista de “me quedan solo 20 sillas,¡¡corre!!” sino desde el punto de vista de “ya he vendido 80 sillas, puedes confiar en mi”.
  5. ANCLAJE: Ofrece 3 precios diferentes con sus características correspondientes. El precio que más convenga a tu negocio debe ser la segunda opción. De esta forma, el primero se quedará corto en características y el tercero más caro.
  6. OFRECE ANTES DE PEDIR: Aporta valor antes de pedir que compren tu producto o servicio. Por ejemplo, “te regalo un descuento solo por suscribirte”.